viernes, 9 de junio de 2017

Pequeña invasión, en forma de pellizco (en el pompiss)

      Imaginaros la situación, ir paseando como una linda señorita, acompañada de un apuesto hombre y que de repente notes que te dan un pellizco en el pompis. Fijaos en el gif, la forma tan femenina de reaccionar que tiene la bellísima Dama.

                 Es una situación imprevista, que sobrepasa en la que es fascinante ver la manera de comportarse en una Dama, tan tranquila ella, acompañada de su pareja por la calle y que te suelten un tocamiento de esa forma, lo normal es dar ese respingo de la forma que lo hace, he de decir que eso no se entrena, cada una reacciona de forma distinta. Pero si una sissy como nosotras, va acompañada de semejante galán, notar que te pellizcan en el culito, que invaden tu espacio más íntimo, el gritito de mari sería divino y espectacular, super colorada nos pondríamos, entre furiosas y encantadas del sustito que nos ha dado nuestro hombre, lo tontitas y loquitas que nos pondríamos.
               Es una manera infalible para descubrir mariquitas, probar en darle un pellizco a un hombre, si reacciona de forma amanerada y gritando como una loca, no hay duda que estamos ante un mariquita en potencia, a cualquiera de nosotras, que ya estamos entrenadas, nos seguiría pillando por sorpresa, una mano de macho pellizcándote el pompis derrite a cualquiera... ainsss

    Esta situación tan divertida, está sacada de la película "En Tercera Persona", protagonizada por Olivia Wilde y Liam Neeson, son la bella pareja que protagonizan el gif del pellizco. Hay una tercera persona como protagonista del film, que es también la bellísima Mila Kunis.

        Como iba diciendo, ainsss... para no ponerse nerviosa yendo acompañada de Liam Neeson, que aunque q sus 62 más o menos, sigue siendo todo un galán, una se imagina, en su fantasía, siendo la guapísima Olivia Wilde con ese precioso vestido, sus lindos tacones, caminando de la forma tan divina que lo hace sosteniendo con su dos manitas su bolso, cuando... notas algo en tus posaderas, un pellizco propinado por semejante HOMBRE... seguro que me daría un espasmo, caería desmayada al suelo, sino me he caído antes, ya que guardar la compostura sobre esos tacones es muy muy difícil, pero una Dama de la categoría de Olivia, toda una Diva, y como tal, ella sabe guardar el equilibrio sobre unos tacones, como sólo una Diva sabe hacer. Seguro que a cualquiera de nosotras se nos rompería el tacón y esguince de tobillo al canto.

   Besitosss marisss
             

1 comentario:

  1. A mi me gustaria ser el hombre y poseer el culo de Olivia..y el tuyo tambien

    ResponderEliminar